The Black Box website uses cookies.
By continuing the use of the Black Box website, or by pressing the agree button on the right, you consent to the use of cookies on this website. Más Información.
Inicio > Recursos > Noticias y Eventos > Notas de Prensa > Black Box y FilmLight colaboran para ofrecer soluciones de extensión KVM para entornos de postproducción
Navegación
 

Black Box y FilmLight colaboran para ofrecer soluciones de extensión KVM para entornos de postproducción

Munich/Utrecht, julio de 2017 -Black Box, líder mundial de soluciones tecnológicas y proveedor de sistemas profesionales KVM , de conmutación, distribución y extensión de señales de audio y vídeo de gran rendimiento, ha anunciado la colaboración con FilmLight para ofrecer seis kits distintos que integran una solución de extensión digital KVM de Black Box. Estos kits proporcionan la tecnología necesaria para satisfacer las exigencias de gran ancho de banda en aplicaciones de corrección de color y conseguir un proceso de acabado eficiente durante la postproducción.

Black Box ha creado estos seis kits para dar soporte al completo sistema de corrección de color y acabado Baselight ONE, especialmente cuando se utiliza con las superficies de control Blackboard 2 y Slate de FilmLight. Para dar soporte a las distintas necesidades de anchos de banda, los kits se suministran en versiones de cobre y fibra, además la solución DKM potencia las prestaciones de los sistemas Baselight ONE. Esta oferta combinada de Black Box y FilmLight aumenta la distancia entre los operadores y sus sistemas Baselight ONE, facilitando a los clientes el cumplimiento de sus requisitos de seguridad, informática y operativos.

«La post-producción de alta calidad requiere necesidades que van más allá del ámbito de la mayoría de las tecnologías estándar», comentó Adam Birch, responsable de cuentas de la división Broadcast de Black Box EMEA. «Black Box se centra en soluciones para profesionales que buscan la perfección en sus comunicaciones y aplicaciones creativas».

La corrección del color requiere ancho de banda mayor de lo habitual. En aplicaciones donde la sala de servidores no está cerca de la estación de trabajo y se necesita extender la señal, es necesario un gran ancho de banda para no perder calidad de la señal, resultando un reto formidable. Además, estas superficies de control avanzadas utilizan múltiples señales USB y de vídeo. Los sistemas KVM basados en IP similares no admiten conexiones USB por encima de 48 Mbps ni son capaces de ofrecer una extensión para superficies de control de coloración avanzada. Esto quiere decir que se necesita un extensor KVM con varias entradas y salidas para que la solución funcione.

La solución DKM de Black Box es ideal para estos desafios gracias a sus capacidades únicas que admiten varias entradas y un gran ancho de banda. Los kits son configurables y también utilizan el chasis DKM modular de Black Box con seis ranuras para múltiples tarjetas de entradas y salidas en los puntos remotos. Los servidores pueden estar a cientos o miles de metros de distancia desde el lugar donde se requiere la extensión. La solución KVM permite a los profesionales creativos extender dichas distancias con mayor ancho de banda y también ofrece una interfaz de usuario extendida que es visualmente libre de pérdidas y no añade latencia.

El sistema de corrección del color y acabado Baselight de FilmLight es utilizado por muchas empresas importantes de post-producción para cine, televisión y publicidad. FilmLight desarrolló Blackboard 2 para ofrecer un control preciso, rápido y sin interrupciones a sus usuarios Baselight TWO de primera línea. Al colaborar con Black Box, Filmlight ha facilitado la conexión de la superficie de control a una sala de máquinas con Baselight ONE. Blackboard 2 utiliza cuatro grandes pantallas de alta resolución para dar a los encargados de la corrección del color una información clara e inmediata. También dispone de 12 codificadores ópticos ilimitados y libres de desgaste para entrada rotatoria. Slate hace uso de los mismos avances tecnológicos que la superficie de control Blackboard 2, pero con unas dimensiones que están a la altura de las instalaciones de postproducción de hoy en día. Slate utiliza dos pantallas de visualización para dar a los encargados de la corrección del color una información clara e inmediata.

«FilmLight busca siempre mejorar y solucionar los desafíos de nuestros clientes para que puedan centrarse en la producción con excelencia creativa», dijo Steve Britnell, director de integraciones de sistemas de FilmLight. «Nuestros clientes Baselight buscaban una manera sencilla de agregar conexiones y cambiar entradas y salidas. La solución de Black Box ofrece esto y soluciona un problema conocido desde hace mucho tiempo. Nuestro objetivo con Baselight es proporcionar flexibilidad y fiabilidad durante el proceso de acabado, y es una característica adicional que respalda dicho objetivo».

Cada kit ha sido probado y FilmLight revende actualmente la extensión KVM a sus usuarios Baselight. Los clientes que necesiten un sistema personalizado distinto a lo que se incluye en los paquetes, pueden ponerse en contacto con filmlight@blackbox.com.

Sobre Black Box:

Black Box es un proveedor líder en soluciones digitales, dedicado a ayudar a sus clientes a crear, gestionar, optimizar y asegurar sus infraestructuras IT. Black Box suministra productos y servicios de gran valor gracias a su presencia global y a un equipo formado por más de 3.500 personas.

Contacto de prensa: Black Box
Daniel Prax, teléfono +49 811 5541 325, fax +49 811 5541 499
correo electrónico daniel.prax@blackbox.comm



Share |

Newsletter